Citamos

“El Arte no puede detenerse en un sitio ni repetirse siempre a sí mismo: por eso no puede sólo gustar. Si has puesto un huevo, has de incubarlo; si te sale de él un mamífero en vez de un reptil, debes darle algo con qué alimentarse; si, pues, un paso consecutivo nos lleva a algo que despierta un disgusto general e incluso un estado paravomital, no hay remedio. Hemos elaborado ya aquel Algo Concreto, nos hemos arrastrado y empujado tan lejos ya a nosotros mismos que, obedeciendo una orden superior al placer, tendremos que dar vueltas en el ojo, en el oído, en el intelecto, a lo Nuevo, categóricamente aplicado, porque fue descubierto en el largo camino del ascenso."

Stanislaw Lem, Magnitud imaginaria; Impedimenta, Madrid, 2010, p. 27.

Entrevista a Dalmiro Zantleifer

Os recomendamos la lectura de esta entrevista al ilustrador Dalmiro Zantleifer en La luna y el Arte, donde presenta algunas de sus pautas de trabajo, intereses e inquietudes. No dejen de contactarlo si necesitan de algunas de sus especialidades.


http://lalunayelarte.blogspot.com/2010/08/entrevista-dalmiro-zantleifer-ojeda.html
http://www.dalmiro.com/
http://www.lalunayelarte.blogspot.com/

Criterios para reconocer a un mal profesor de teatro

Hablamos muchas veces de las complejidades de la formación actoral y de la pobreza que suele definirla. Muchos estudiantes de teatro son eternos "talleristas", víctimas de pretendidos profesores cuya capacidad docente deja mucho que desear. Para aquellos que comienzan, tropezar con esa clase de desaprensivos puede ser muy peligroso. No sólo porque, en el mejor de los casos, te llenarán de vicios y malos hábitos para el trabajo, si no porque carecen de ética y no son conscientes de la atrofia, la deformación que ejercen sobre sus alumnos. A los actores en formación se les exige una gran apertura de mente y espíritu, un ejercitamiento constante del cuerpo, la imaginación y la sensibilidad. Perder tiempo, años, en manos de sujetos que sólo aspiran a tener su grupito de ocho o diez alumnos a los que poder arrebatarles la jugosa cuota mensual, los convierte, sí, en pésimos actores, pero, sobre todo y tristemente, en estudiantes estafados de los que se abusa.

A continuación, exponemos algunos criterios que consideramos fundamentales para desenmascarar a esta calaña de pervertidos. Si bien cada ítem puede someterse a discusión, y muchos serán los que exigan matizaciones puntuales, creemos que las actitudes y prácticas acá mencionadas, señalan muchas de las principales falencias de esta fauna.

* DESCONFÍA de todos esos talleres y seminarios para actores avanzados que exigen entrevista previa y envío de curriculum y que después terminan admitiendo absolutamente a todo hijo de vecino que se inscribe. Claramente lo que les interesa es la cantidad y no calidad de la propuesta. Los contenidos tenderán a la generalidad, el nivel del grupo será muy desigual y estarás obligado a escuchar todo tipo de comentarios y devoluciones de "avanzados" a los que les encanta escucharse. Si te entretienen durante horas con proyecciones para abordar un único concepto, si en un mes aún no han dejado de teorizar sin práctica, si hacen chistes estúpidos pretendidamente intelectuales sobre los contenidos o reniegan de los métodos y la teoría sin poder resolver dudas puntuales con referencias concretas en bibliografía y ejemplos, huye. Y no dejes de explicarle al docente de tu turno tu desilusión sobre el desarrollo de la propuesta.

* DESCONFÍA de esas parejitas de alumnos jovencitos que ya se creen capacitados para impartir sus propios talleres y que trabajan de a dos. Observalos con detalle: ¿cuántos años suman entre los dos? ¿Cuánto cerebro? ¿Qué tipo de ejercicios presentan? DESCONFÍA de aquellos que insisten en "llevarte al extremo", esos que te hacen gritar como un loco, o que te insultan para motivarte como si ellos fueran un grandioso director para el que vos trabajas. El hecho de que profesionalmente puedas encontrarte con esos modos, no implica, bajo ninguna circunstancia, que en tu formación debas ser maltratado bajo la excusa de fortalecerte, sorprenderte o violentarte. DESCONFÍA de las improvisaciones excesivamente violentas donde las situaciones pasan por robos, muertes, peleas... Sobre todo si el taller es de nivel inicial. Lo que vos necesitas construir lentamente es una verdad creativa, ese tipo de planteamientos histéricos quizá te hagan llorar y entretenerte pero estarás trabajando desde algo alejadísimo de vos, desde una GRAN MENTIRA. A nadie le interesa ese camino cuando comienza a formarse en la actuación.

* DESCONFÍA, PROTESTA Y RECLAMA antes los profesores impuntuales. Ante los que pierden media hora de clase con charlita para dar tiempo a que vayan llegando los otros. Ante los que permiten que los alumnos sigan llegando una hora después de que la clase comenzó. Claramente no le importa ni el alumno que llega tarde ni los que están dentro. EL ACTOR DEBE SER PUNTUAL. Si ellos no practican esa pauta, nunca te la transmitirán y es, nada más y nada menos, que uno de los pilares que sostendrán tu profesionalidad.

* DESCONFÍA de los grupos con inscripción abierta todo el año. ¿Cómo se trabaja la continuidad en esos casos? ¿Cómo cuidan la evolución personal y grupal de la clase si cada rato aparece alguien nuevo que por ahí luego no se queda? Parte del trabajo de un buen docente teatral consiste en afianzar el concepto de grupo, su funcionamiento, su dependencia, la importancia de todos y cada uno para el crecimiento del resto.

* DESCONFÍA de los actores que de la nada, se ponen a dar clases. El ser un gran profesional, incluso el tener mucho talento en la escena, no garantiza que esa persona sepa trasladar sus conocimientos a otros. Muy pocos son los actores capaces de explicar su método de trabajo por la sencilla razón de que tal cosa no existe. Hay recursos, herramientas, sensibilidad, técnica y años de experiencia, pero no hay una fórmula mágica que se repita.

* DESCONFÍA de las clases en las que se habla y se habla y se habla, aprovechando cualquier comentario para irse por la tanjente. No tienes porqué soportar anécdotas personales sobre la supuesta gran experiencia de los profesores, tampoco tienen que interesarte sus opiniones o gustos personales, sobre todo, cuando lo que hacen es emitir juicios categóricos sin argumentación coherente.

* DESCONFÍA de los profesores que se empeñan en mantener un grupo de "trabajo" con dos o tres personas. Salvo que lo que ofrezca sean clases individuales, sólo está probando, dándose tiempo o negándose a admitir su fracaso. Pagarás o dos tres cuotas y el taller se desintegrará.

* DESCONFÍA de los que profesores que no son capaces de responder a tu interés por una bibliografía específica. De los que jamás, ni de lejos, abordan algún aspecto teórico directa o indirectamente. Aunque una clase de actuación no tiene que abarcar necesariamente lo que se conoce como documentación y/o trabajo de mesa, vos, como actor, debes aprender a trabajar con esas herramientas. Quizá no te guste pero el análisis de texto y la teoría forman parte de un todo. Lo sentimos pero no todo son gritos, saltos y ropitas. Hay que usar el cerebro mucho más  a menudo de lo que se cree.

Nadie sirve para todo, ni todo sirve para algo. Que no roben tu tiempo, tu dinero ni tus ilusiones. Que no te maltraten ni deformen con su ignorancia. Hay muchísimos modos menos dañinos de ganarse la vida sin joder al prójimo.

El Arte, de Juanjo Sáez, por Liniers.


Todos los que hemos leído y degustado el libro de Sáez podemos enumerar muchas razones por las que nos gusta. Será muy interesante escuchar lo que Liniers, otro gran admirado de este espacio, nos pueda decir al respecto. ¿Dónde y cuándo? Agenden: en el auditorio del Malba, el próximo lunes 23 de agosto a las 19hs. Entrada libre y gratuita. Recomendadísimo.


Proyecto Dramaturgias Cruzadas

El Instituto Goethe de Buenos Aires presenta anualmente un ciclo de teatro semimontado, con el que busca divulgar la nueva dramaturgia alemana, suiza y austríaca. Los autores europeos son puestos en escena por algunos de los más representativos directores porteños de las nuevas generaciones. Los trabajos han alcanzado buenos resultados. El ciclo se ha transformado, al cabo de los años, en toda una marca que cruza creatividades de uno y otro continentes.

Funciones en castellano en el Espacio Callejón
Entrada $ 15. Capacidad limitada. Reservas al 4862-1167.
*Excepción: las obras dirigidas por Rafael Spregelburd se harán en el Goethe-Institut (Av. Corrientes 319) con entrada gratuita.

PROGRAMA


lunes 9 y martes 10 de agosto / 20h y 22h.
Dinero o vida de Philipp Löhle en colaboración con Carolina Adamovsky (Alemania/Argentina)

lunes 16 y martes 17 de agosto / 20h.
X cantidad de personas tienen puesto un jean azul de Gerardo Naumann y Rebekka Kricheldorf (Argentina/ Alemania)

lunes 23 y martes 24 de agosto / 20h y 22h.
Liz de Händl Klaus en colaboración Percy Jiménez (Austria/Argentina)

lunes 30 y miércoles 1° de septiembre / 20h y 22h. Goethe-Institut c/entrada libre

Meiringen, Milagros / de Raphael Urweider
Apátrida /de Rafael Spregelburd + música en vivo de Zypce (Suiza/Argentina)

lunes 6 y martes 7 de septiembre / 20h y 22h.
Fiktionland de Gerhard Meister en colaboración con Romina Paula (Suiza / Argentina)
lunes 13 y martes 14 de septiembre / 20h.
Intrusión de Frédéric Sonntag por Joaquín Bonet (Francia / Argentina)

20 y 21 de septiembre / 20h.
Variaciones sobre el modelo de Kraeplin de Davide Carnevali por Elisabetta Riva (Italia/ Argentina)

lunes 27 y martes 28 de septiembre / 20h.
La tierra de las montañas calmas de Paco Bezerra en colaboración con Matías Umpierrez (España/Argentina)

www.goethe.de/buenosaires
www.facebook.com/dramaturgiascruzadas
http://www.espaciocallejon.blogspot.com/


Nota al respecto: http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1292433

71 años del largo camino de baldosas amarillas

Fotografía. Por Tomás Eloy Martínez.

Los siguientes fragmentos son la introducción a la presentación de la fotografía de Josef Koudelka, cuya exposición puede verse hasta octubre en Buenos Aires.

"Toda foto es un vacío de la realidad. Narra una historia, pero lo que se ve es sólo un residuo parcial de lo que pasa. La belleza está en lo que la foto deja afuera, en lo que insinúa. Y por eso mismo, también es un trompe l’oeil: porque nos incita a ver sólo lo evidente, cuando su principal riqueza está en lo que se niega a decir. Por empezar, la foto omite la presencia del fotógrafo, que se sitúa siempre, o casi siempre, fuera del cuadro, como un cazador a la espera de su presa. El objeto de la caza no son las figuras incluidas en la foto, ni tampoco lo que hay más allá de ellas, sino nosotros, ahora. El objeto de la caza somos aquellos que miramos, sin saber desde qué lugar de la realidad, desde qué punto exacto del pasado está apuntándonos.


La foto ha suspendido el tiempo, pero nosotros somos el tiempo. Ha creado una historia, pero nosotros somos, de algún modo, esa historia.

Al apretar el obturador, el fotógrafo cree haber visto algo que merece ser inmovilizado en un pequeño rectángulo de eternidad. Lo que él ve, sin embargo, no es siempre lo que se ve: entre el movimiento de su índice y el pestañeo del diafragma se oye, durante una fracción de segundo, la respiración del azar. Sin el azar, la foto no sería lo que es. Los mejores fotógrafos son los que aprenden a domesticar ese azar, adivinando lo que va a suceder dentro del cuadro en el relámpago que media entre la presión de su dedo y el ojo de la cámara que se abre".

Nota completa: http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/radar/9-6373-2010-08-11.html

Invasión 68. Praga

Fotografías de Josef Koudelka
Espacio de Arte - Fundación OSDE
Suipacha 658, Piso 1º
Hasta el 12 de octubre
De lunes a sábado de 12 a 20, en el marco del Festival de la Luz.
Gratis.

Cinco años de Coleman

Lo que comenzó como una obra más de las muchas que se estrenan en el off, cumple este fin de semana nada menos que cinco años. Cinco años de funciones, premios y giras. Ya comentamos el regreso de La omisión de la familia Coleman a Buenos Aires después de dos años viajando. Siguen siendo un éxito rotundo en la nueva sala de Timbre 4 en Boedo y, desde el 19 de agosto, sumarán una función más los jueves. Seis funciones por fin de semana. Casi nada.

Nuestra más sincera felicitación.

Nota al respecto: http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1292116

http://www.timbre4.com/
http://www.baryfonda.blogspot.com/

Actores del Soleil en Timbre 4

Acá va una oportunidad única coordinada desde el teatro Timbre 4. Dos de los actores del Teatro Soleil impartirán varios talleres durante agosto y septiembre. Visiten la web para mayor información e inscripciones.

* El actor y su manipulador – Taller Théâtre du Soleil
Del 16 al 21 de Agosto – Teatro Timbre 4
Improvisaciones acerca del ‘’doble suicido’’ amoroso.

Dictado por Serge NICOLAÏ - Actor y Socio del Théâtre du Soleil.

 

Pésimo cine

Por suerte hay gente que escribe sobre lo que uno piensa, así que, una vez más, comulgamos y compartimos.

**

(...) "Entre secuelas interminables, “reseteos” y adaptaciones berretas, la industria comenzó a lanzar películas que no son simplemente malas, sino que además bastardean las memorias más preciosas del espectador. Películas que, por no utilizar otra expresión, profanan la infancia.


Tómese por ejemplo Brigada A, estrenada recientemente en todo el mundo. Para quien creció en los ’80, cuando esa serie de televisión era una fija en el fixture catódico, ver esta película es como un mazazo sobre sus recuerdos. La variada, hilarantemente graciosa serie de bajo presupuesto que el espectador conoció y amó fue reimaginada como una gran película de acción del siglo XXI. Las escenas de lucha fueron coreografiadas hasta lo insoportable, los valores intrínsecos fueron “actualizados”. Baracus ya ni siquiera viste un mono de trabajo. No sorprende que el producto final haya perdido hasta la última pizca de su encanto original. (...)

¿Hay algo sagrado en esa era dorada? Aparentemente, no. Las revistas de chismes están llenas de fotos del ubicuo Russell Brand en el set de una remake de Arthur, el film de culto de los ochenta que convirtió a Dudley Moore en una estrella. Nadie ha explicado aún por qué esa película, suficientemente buena para quedar así, necesita ser hecha otra vez. En lo que parece un sospechoso esfuerzo por traccionar en las memorias de toda una generación, la agenda de estrenos del año próximo incluye una nueva versión de Cazafantasmas –protagonizada por Bill Murray–, una adaptación para cine de MacGyver, más secuelas de Rambo y Terminator y el francamente apabullante proyecto de Tom y Jerry: La película.


Una vez que esas películas y franquicias televisivas hayan sido arruinadas para la posteridad (y puede predecirse hoy que efectivamente serán arruinadas), los estudios podrán fijarse la tarea de destruir las memorias del espectador sobre los juguetes con los que creció. En un par de meses, Michael Cera protagonizará un film que, a juzgar por su trailer preocupantemente espantoso, está parcialmente basado en el videojuego Donkey Kong. El año próximo, la estrella de Crepúsculo Taylor Lautner será la figura de acción Stretch Armstrong (Sienna Miller y amigos ya firmaron para GI Joe). Aunque parezca una broma, los estudios ya tienen en desarrollo proyectos inspirados por los juegos de mesa Hundir la flota y Monopoly, y hasta esa “bola 8 mágica” que fueron populares por un breve tiempo un cuarto de siglo atrás.

Hay una expresión que describe a la perfección la clase de ambiente en el que estos proyectos consiguen luz verde y tiene sólo dos palabras: vacío creativo. Desde que la industria existe, ha hecho una costumbre de apropiarse de ideas de otros medios. Lo que el viento se llevó fue adaptada de una novela y La novicia rebelde fue originalmente un musical de Broadway. Pero en el pasado estas películas tendían a mejorar el material original y eran lanzadas dentro de una serie de títulos completamente originales. En la actualidad, adaptaciones insoportables, refritos de viejas ideas y secuelas interminables es casi lo único que se ve".


Nota completa de Guy Adams en:
http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/espectaculos/5-18797-2010-08-01.html

The Formula / hip hop - jazz


Un grupo de músicos experimenta con ritmos de hip hop y acid jazz para desplegar un sonido fresco y orgánico en el que conviven el groove y la improvisación.

Fieles a una tradición y evolución de la música negra, The Formula parte de estructuras melódicas inspiradas en standards clásicos para construir bases hip hop donde predomina el rap, junto a scratches con vinilos y solos de jazz.

mc formula (rap), rodrigo nuñez (teclado), julian montauti (contrabajo), carto brandan (bateria), dj migma (scratches)



Viernes 6 de agosto / trasnoche 0:30 / $15 / virasoro bar / guatemala 4328 (y Araoz)

Nuevo seminario de Román Podolsky

“Palabras planas, palabras plenas”. Agosto-Noviembre 2010

Destinado a: Actores con experiencia profesional que quieren escribir lo que actúan y actuar lo que escriben.

Cuatro preguntas orientadoras del seminario:

¿Qué es aquello que, de todo lo que se dice, se escribe?

¿Cómo se articulan entre sí los escritos que van surgiendo en el proceso?

¿Cómo lo escrito se vincula con aquello que nunca se puede escribir?

¿En qué sentido el montaje nos devuelve al silencio?


Lo que vamos a hacer:

Vamos a realizar el recorrido que va de la palabra dicha a su escritura y desde dicha escritura a su montaje en la escena.

Cómo vamos a hacerlo:

Cada participante traerá su temática, aquello de lo que desea hablar.

Con ese material se producirán escritos que serán probados en escena, para verificar su teatralidad. Así, durante el proceso de trabajo cada participante –a través de distintas dinámicas y ejercicios- escribirá, actuará, y montará sus escenas en estrecha interacción con los demás participantes del Seminario.

Cupo: 16 actores

Duración: Cuatrimestral. Agosto-Noviembre 2010

Horario: Miércoles, de 19.00 a 22.00 hs.

Inicio: 18 de agosto 2010

Finalización: 24 de noviembre 2010

Lugar: Washington 2225, entre Olazábal y Mendoza. Belgrano R-CABA

Requisitos: Presentación de CV y una entrevista previa.

Informes: 15 4051 4814

Lola Arias

Rescatamos estas observaciones de Lola Arias de una reciente entrevista publicada en Alternativa Teatral.


(...)

-Por el momento estoy viviendo en Berlín, pero tengo proyectos en Argentina también. Se repone Mi vida después y realizaremos el festival Ciudades Paralelas en noviembre. Mi plan es crear más proyectos de colaboración entre artistas argentinos y europeos que sean también proyectos interdisciplinarios para desarrollar formas de teatro que sean fronterizas entre las artes visuales, la música, la danza y la arquitectura. Creo que uno de los problemas de la escena de teatro en Buenos Aires es que está muy aislada de las otras artes. Los actores y directores van a talleres de teatro, van a obras de teatro y van a fiestas con gente de teatro. Pero no hay lugares de encuentro con escritores, con artistas visuales o con cineastas. Creo que hacen falta espacios de contaminación en los que artistas de distintas disciplinas puedan discutir y colaborar entre sí. En el festival Ciudades paralelas, la idea es tener una mezcla de artistas. Por eso vamos a tener, además de las obras en la ciudad, la Galería Pasaje17, donde algunos artistas visuales argentinos (Rodrigo Moreno, Julian D' Angiolillo, entre otros) van a mostrar fotos, videos, representaciones sobre la ciudad. (...)

-¿Por qué decidieron ir a La Carpintería, inaugurando este nuevo espacio teatral?


-Cuando decidimos que queríamos reponer la obra en Buenos Aires, nos deprimimos con la respuesta de las salas. Después de haber hecho dos meses de funciones en el Sarmiento, con mucho público, y de haber mostrado la obra por todo el mundo, a ninguna sala independiente de Buenos Aires parecía interesarle mostrar la obra, simplemente, porque no se podía armar y desarmar la escenografía en 30 minutos. Me encontré sentada frente a dueños de salas que no me hablaban del contenido de la obra, sino que lo único que decían era "yo tengo que meter 3 obras por noche", "no tengo donde poner tu escenografía", "técnicamente es muy complicado". Entonces me di cuenta de que las salas independientes tenían condiciones tan precarias, que la curaduría quedaba en segundo plano. Básicamente les importaba hacer muchas obras en pocas horas para cubrir los gastos de la sala, pero no les era tan relevante qué obra ni de quién. Y en ese momento aparecieron unas jóvenes actrices que me mandaron un mail diciendo que les había gustado mucho Mi vida después, que iban a abrir una sala llamada La carpintería y me preguntaban si quería mostrar la obra allí. Ellas son las únicas que realmente se comprometieron con la obra. Luego vimos cómo resolver los problemas técnicos que implicaba montar una obra con música en vivo, video, etc. Para nosotros, además, es mucho mejor estrenar en una sala nueva donde el espacio no está tan marcado por todas las otras obras vistas ahí".

Nota completa: http://www.alternativateatral.com/nota485-una-sola-vida
www.lacarpinteriateatro.wordpress.com
www.ciudadesparalelas.com

Francisca Ure y sus Martas

“Esta es una obra que pasa en la cabeza de la protagonista. Es pura fantasía. Sabía que corría un riesgo enorme. Fue por eso que confié en un equipo y así comprobé que es genial hacer uso de la libertad creativa”, concluye. Quienes acompañaron el proceso de creación fueron Sol Soto, en escenografía y vestuario; Martín Berra, en el diseño audiovisual; Dalmiro Zantleifer, en animaciones y diseño gráfico, y Omar Possemato, en iluminación. Ure cree que este montaje suyo tiene lo mejor de sus maestros: “Tiene la intensidad de los entrenamientos con Guillermo Angelelli, la profundidad de Tolcachir, el juego que proponían en la escuela”, enumera.



–Su obra es una rara avis. ¿Cómo la definiría?


–Marta es un delirio. Quería retratar a alguien, pero no quería hacerlo objetivamente porque quería producir un registro artístico. Me pregunté acerca de las cosas que a mí misma me deslumbrarían. Me gusta trabajar mucho con el cine y la pintura, porque las imágenes me conmueven especialmente.


–¿Es por esto que reunió diversas técnicas expresivas?

Quería hacer algo diferente porque el teatro me estaba aburriendo. Creo que en esta ciudad se estrenan demasiadas obras y esto es dañino para todos. Porque no se piensa que una obra de teatro es una obra de arte y se hacen espectáculos como se hacen chorizos.

–¿Y qué piensa de la dramaturgia?


También es muy limitada. Se habla de tríos amorosos y de la familia. No hay contenido en las obras que se hacen. Tampoco veo a los actores como artistas, porque no se comprometen con lo que hacen.

–¿Qué clase de actor le interesa?
 –Me gusta el actor descentrado, el que sabe transformarse, el que arriesga. Creo que voy hacia el teatro del absurdo. Estoy releyendo Beckett. La fantasía se aniquila cuando siempre se actúa de uno mismo.


–¿Cómo siente el panorama del teatro alternativo?


Hay una moda de no criticar lo que hacen otros. O de no ver lo que hacen los otros, porque los actores de un estudio suelen no ir a ver lo que se hace en otros. No se genera diálogo y lo que falta es reflexión.

Nota completa en: http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/espectaculos/2-18802-2010-08-02.html
 
Quién sabe Marta.
Sábados 21hs. Huella Teatro. Avda. Medrano 535.
reservas: http://www.alternativateatral.com/